IVAN STEPHENSEntender la desaparición forzada de los estudiantes de la normal rural de Ayotzinapa, que tuvo lugar en Iguala, México, el 26 de septiembre de 2014, requiere conocer el contexto político que la envolvió.

El municipio de Iguala era gobernado por el integrante de la corriente Nueva Izquierda del PRD, José Luis Abarca, hoy públicamente acusado de pertenecer al grupo delictivo “Guerreros Unidos”, dirigido por su esposa María de los Ángeles Pineda Villa, cuyos antecedentes familiares son una clave importante para entender estos hechos.

Toda la familia Pineda Villa estuvo ligada al negocio del narcotráfico.  En mayo de 2009, sus padres Salomón Pineda Bermúdez y María Leonor Villa Ortuño fueron detenidos como integrantes de una célula del cártel de los Beltrán Leyva. En septiembre del mismo año, sus hermanos Alberto Pineda Villa, El Borrado, y Mario Pineda Villa, el MP, fueron asesinados, presuntamente por haber traicionado a la organización delictiva.

También podría interesarte:  ¿Por qué Los Simpson predijeron la victoria de Trump?

Tras la muerte de Héctor Beltrán Leyva a manos de la Marina mexicana, el cártel que dirigía se fragmentó, surgiendo varias organizaciones más pequeñas, entre las que destaca Guerreros Unidos, uno de cuyos líderes es Salomón Pineda Villa, El Molón, hermano también de María de los Ángeles Pineda.

Según ha determinado la PGR, María de los Ángeles tenía una posición preponderante dentro de Guerreros Unidos, y al mismo tiempo que fungía como Presidenta del DIF de la localidad para la administración de su esposo, ambos operaban para brindar protección e impunidad a la agrupación delictiva.

También podría interesarte:  ¿Por qué El Gran Dictador?

Por otro lado, los estudiantes de la Normal Rural “Raúl Isidro Burgos” de Ayotzinapa se habían convertido en firmes opositores al gobierno local, y recientemente habían apoyado las manifestaciones por el asesinato del también perredista Arturo Hernández Cardona y allegados, mismo que según testigos, fue cometido por Abarca en persona.

El 26 de septiembre, María de los Ángeles Pineda Villa departía en un evento público en la Plaza de las Tres Garantías en Iguala, con motivo de su informe de actividades al frente del DIF municipal.  Al mismo tiempo, los estudiantes de la Normal Rural tomaban autobuses en Iguala, con miras a participar de la manifestación conmemorativa de la matanza de 2 de octubre de 1968, en la Ciudad de México.  Según la versión oficial, Pineda y su esposo ordenaron disparar a quemarropa y desaparecer a los normalistas.  En esta acción participaron conjuntamente civiles armados y policías municipales de Iguala y Cocula, todos alineados con Guerreros Unidos.

También podría interesarte:  ¿Por qué las siglas ISSSTE?

 

 

¿Respondió tu pregunta?

comentarios