Los caballeros dorados son, para muchos, los personajes más interesantes del universo Saint Seiya. En el anime y manga Saint Seiya, durante la llamada saga de Poseidón, llama la atención el hecho de que los seis Caballeros dorados vivos (Mu de Aries, Aldebarán de Tauro, Aioria de Leo, Shaka de Virgo, Roshi/Dohko de Libra y Milo de Scorpio) permanecieron sin participar en la batalla en el Templo Submarino, dejando que los santos de bronce encabezados por Seiya de Pegaso pelearan contra Poseidón y sus siete generales marinos.

También podría interesarte:  ¿Por qué desapareció Viana?

Esto se debe a que el santo con más jerarquía entre ellos, Dohko de Libra (conocido en América Latina como el Anciano Maestro) ordenó a sus cinco compañeros que permanezcan protegiendo las Doce Casas, debido a su conocimiento de que el ataque de Hades y sus 108 espectros es inminente.

Dohko es el único entre los santos del siglo XX -vivos- que había participado en la guerra santa anterior en contra de Hades, y además tenía encomendada la misión de proteger el sello donde Athena encerró el alma del dios del Inframundo y sus servidores. Por eso Dohko nunca se movía de la cascada de Rozan, donde permaneció durante más de 200 años gracias al don especial otorgado por Athena, Misophetamenos. De este modo Dohko, siendo el que más conocimiento tiene sobre el ataque de de Hades y su proximidad, decide que sus compañeros deben quedarse a proteger el Santuario en espera del regreso de Athena.

También podría interesarte:  ¿Por qué Mortal Kombat sin sangre?

¿Respondió tu pregunta?

comentarios