Todos alguna vez hemos estado en la desconcertante situación de que, habiendo programado nuestro despertador a la hora exacta en que tenemos que levantarnos para atender algún compromiso o simplemente para ir al trabajo o a la escuela, nos despertamos por nuestra cuenta de manera inexplicable y confusa. De modo que si quieres saber por qué nos despertamos antes de que suene el despertador, muy probalemente ya lo has vivido en carne propia y déjanos decirte que has llegado al lugar correcto.

Todos valoramos muchísimo esos últimos minutos de reconfortante sueño, mismos que uno quisiera postergar indefinidamente pero que a veces se pierden cuando se despierta involuntaria y abrutamente antes de que la alarma comience a sonar. Esto se debe a que nuestro cuerpo cuenta con un “reloj” interno que, según se ha establecido, funciona casi exclusivamente de noche. Se le conoce como ritmo circadiano y puede llegar a ser sorprendentemente preciso para calcular los tiempos y “sonar la alarma” cuando es preciso.

También podría interesarte:  ¿Por qué es aconsejable el uso de implantes dentales?

Al oscurecer nuestro cuerpo comienza a ser recorrido por la melatonina, también llamada hormona del sueño ya que cumple un papel fundamental en este proceso tan importante para nuestro organismo. A partir de ese momento nuestro cuerpo comienza a funcionar distinto, primero provocándonos sensación de agotamiento y pensamientos confusos como indicador de que es hora de dormir, y cuando finalmente lo hacemos experimentamos cambios aún más drásticos que podrían  estar relacionados con el hecho de que nos despertamos antes de que suene el despertador.

Nos despertamos antes de que suene el despertador: estudios recientes

Cuando por fin dormimos, la melatonina comienza a fluctuar en el organismo dependiendo de varios factores y regulando de forma distinta procesos como el ritmo cardiaco y la presión arterial. Y a la misma hormona se atribuye el hecho del extraño despertar bajo los dictados de este reloj interno, aunque investigadores del Instituto de Estudios biológicos Salk en Estados Unidos han arrojado nueva e interesante luz sobre el tema. Descubrieron que la enzima JARID1a, misma que también interviene en los procesos y tiempos del sueño, parece funcionar como esa alarma biológica que nos indica que un nuevo día está por comenzar y que nos hace despertar de pronto y con ello normalizar nuestros procesos biológicos.

También podría interesarte:  ¿Por qué la diabetes es una enfermedad metabólica?

La Universidad alemana de Lübeck también realizó un experimento a este respecto con dos grupos de personas. A unos les dijeron que debían despertar a las 6 AM y a otros a las 9. El primer grupo (el de las 6 AM) sufrió un aumento de hormonas del estrés alrededor de las 4:30 AM, mientras que el otro grupo (que fue despertado por sorpresa a las mismas 6 AM) no experimentó este cambio.

Independientemente del conocimiento que la ciencia moderna tiene y el que falta adquirir sobre el tema, hay muchas cosas que las personas podemos hacer para dormir tal y como lo deseamos, por ejemplo cuidar la llamada higiene del sueño aplicando reglas básicas pero importantes. Acostarse a la misma hora, hacer ejercicio de forma regular y cuidar la dieta entre varias más pueden ser de gran ayuda, sin olvidar un espacio confortable y limpio para dormir, rubro en el que nuestros colchones juegan un papel más que relevante. Muchas veces tener colchones poco cómodos o en mal estado sobre nuestras camas es un factor que deriva en una pésima experiencia de sueño.

También podría interesarte:  ¿Por qué se nos duermen las extremidades?

Cuando hablamos de colchones precios excelentes se encuentran disponibles en el mercado y solo basta con echarnos un clavado en los espacios web que las tiendas especializadas en el mundo del descanso ponen a nuestra disposición, para ayudarnos a conseguir una mucho mejor experiencia nocturna.

 

 

¿Respondió tu pregunta?

comentarios