Aunque es legal cultivarla, la legislación pro cannabis en España aún no existe como mucha gente espera, a pesar de que ya es una realidad en varias regiones del mundo. Económicamente, en dichas regiones, la cannabis se proyecta como una de las industrias de más rápido crecimiento, tanto así que se calcula que para 2025 la industria de la hierba estaría moviendo hasta 30, 000 millones de dólares solo en el territorio de los Estados Unidos.

El cambio de mentalidad en torno a este producto es tal que hoy en día existen bancos de semillas con presencia en gran parte del mundo como Fast Buds, que ofrece un amplio catálogo en línea para los consumidores que desean practicar el autocultivo.

El cultivo de cannabis en España: procedimiento legal

Hablando del caso específico de España, nos encontraremos con que el 90% de la población aprueba la legalización del uso medicinal de la cannabis, como ya ocurre en más de 70 países.

También podría interesarte:  ¿Por qué los aguacates maduran con periódico?

El debate sobre la despenalización definitiva ya se puso sobre la mesa dentro del Congreso y a pesar de ser un tema controversial, la discusión es ya una realidad desde hace mucho, lo que abre las puertas para cambiar las perspectivas que del tema se tienen. A pesar de que algunos partidos continúan oponiéndose a flexibilizar las restricciones, el autocultivo de marihuana sigue siendo legal mientras este no sea visible desde la vía pública y se lleve a cabo exclusivamente para fines de autoconsumo.

La planta puede cultivarse en España debido a varios argumentos que se han vertido ya hasta la saciedad, entre ellos los terapéuticos. La hierba tiene propiedades analgésicas, anti inflamatorias, reparadoras del tejido nervioso, de relajación muscular, anticonvulsivas, antiespasmódicas y anti vomitivas, entre otras. Lo que sigue estando prohibido es su producción con fines de lucro, por lo que el sembrar semillas para consumo propio dentro de una propiedad es una práctica que podría catalogarse como segura.

También podría interesarte:  ¿Por qué son útiles los vales de gasolina?

Por su parte el consumo de la hierba, aún para fines de recreación, está tolerado por la ley en la materia, misma que permite usarla en espacios privados o clubs creados ex profeso que cuenten con los permisos correspondientes para operar. En cuanto a la posesión, esta también es legal dentro de clubes y espacios privados, solo en cantidades limitadas que denoten consumo personal y no la pretensión de comercializarla.

Hablando del uso medicinal, los pacientes que deseen llevar su terapia con cannabis necesitan asociarse a algún club cannábico para poder adquirir cantidades limitadas del producto, o bien recurrir al auto cultivo adquiriendo sus semillas en los bancos que existen y se especializan en el tema. Esta última opción es una de las más recurrentes en la actualidad, ya que mucha gente opta por plantar su propia cannabis incluso en espacios y viviendas que podrían parecer limitados para realizar una labor de este tipo. Se calcula que entre 50 y 100, 000 pacientes en España utilizan terapia con cannabis para aliviar las sintomatologías de sus padecimientos.

También podría interesarte:  ¿Por qué las hojas tamaño carta y oficio?

Los clubes cannábicos y otros emprendimientos relacionados siguen sufriendo diversas restricciones en territorio español, como la de hacerse publicidad. Hoy en día sigue siendo ilegal que cualquier organización de este tipo pueda publicitarse a sí misma. También tienen limitado el número de asociados que pueden aceptar en sus filas, y por si fuera poco se obliga a los nuevos agremiados a conocer a alguien que ya esté dentro para poder acceder.

Debido a varios factores, pero especialmente al marco jurídico, la plantación de cannabis en España es una opción legal, segura y eficiente para aquellas personas que deseen hacerlo siguiendo las reglas, y el mercado ofrece ya opciones interesantes para tener éxito en esta tarea.

 

 

 

¿Respondió tu pregunta?

comentarios