Seguramente te has dado cuenta de que las terapias alternativas han adquirido cada vez más fuerza e importancia durante los últimos años. Aquí te vamos a contar a qué se debe y cómo este tipo de procedimientos han aumentado su nivel de eficacia.

El tratamiento con células madre

Hoy en día es más que común oir hablar de temas como los tratamientos con células madre para Alzheimer, que al ser una enfermedad de tipo genético que se piensa es originada por una mutación, puede ser tratada con células madre de la médula ósea. Este tipo de tratamiento puede ayudar mucho en el combate de condiciones neurogenerativas como esta. Diversos estudios clínicos han comprobado cabalmente que las células madre precursoras neurales injertadas, se han incorporado al parénquima circundante y también han mostrado diferenciación en linajes neurales funcionales. De esta forma las células madre injertadas sustituyen las neuronas que la enfermedad ha dañado y al mismo tiempo estimulan los precursores neuronales. En pocas palabras, los procedimientos de este tipo consiguen un nivel de regeneración celular aceptable en los pacientes.

También podría interesarte:  ¿Por qué creer en la brujería?

Pero este tipo de procedimientos no solamente han mostrado su eficacia en el tratamiento de condiciones neurológicas degenerativas, sino en otras mucho más comunes de ver. La terapia de células madre para el asma es un buen ejemplo de ello, ya que ha ayudado a mejorar la calidad de vida de muchos pacientes, gracias a la utilización de estas células bajo la supervisión de los especialistas en medicina regenerativa. Los pacientes con asma sufren un detrimento considerable en su calidad de vida y gran parte de las veces desde edades tempranas. Por ello, un tratamiento que ayude a paliar los molestos y peligrosos síntomas de esta condición, siempre debe ser considerado como una opción.

También podría interesarte:  ¿Por qué es bueno informarse al reservar hoteles por internet?

En cuanto al tratamiento de células madre para esclerosis múltiple, este también ha mostrado buenos resultados, sobre todo si se realiza con células autólogas de médula osea vivas, de alta viabilidad.

También existen opciones alternativas para otro tipo de padecimientos, por ejemplo el tratamiento con células madre para insuficiencia cardíaca, que en muchos casos alrededor del mundo han logrado mejorar la salud y estabilidad en el corazón de los pacientes.

El uso de las células madre es relativamente reciente y en gran medida se debe no solo a la investigación, sino al desarrollo de mejores herramientas tecnológicas para la investigación. Se trata de un campo de estudio que tiene mucho que ofrecer y que ya comienza a volverse masivo como una opción viavle para quien lo necesita. Hoy en día podemos decir que se trata de procesos cada vez más seguros y con buenos resultados.

También podría interesarte:  ¿Por qué comprar libros usados?

Cabe dejar en claro que este tipo de tratamientos no son en esencia una cura para la enfermedad del paciente, pero sí pueden representar un importante factor de apoyo en el tratamiento de la misma, así como en el manejo de sus síntomas y otros problemas derivados del propio padecimiento.

En conclusión, utilizar terapias alternativas puede ser de gran utilidad para las personas que se encuentran enfermas, siempre y cuando se recurra a profesionales expertos en este tipo de procedimientos y en especial que los pacientes estén certeros sobre la naturaleza del procedimiento y se apegue a cada uno de los pasos a seguir durante el mismo.

¿Respondió tu pregunta?

comentarios